Jamones Layal


Información de Jamones Layal


Jamones Layal, empresa familiar fundada en 2016, ha convertido una de sus pasiones en un negocio que apuesta por la calidad más absoluta. Centrándose en unos pocos productos cuidadosamente escogidos, Jamones Layal pone a disposición de sus clientes las mejores piezas, perfectamente loncheadas y envasadas al vacío para preservar así su sabor, su aroma y su textura, conservando además todas sus propiedades organolépticas. Gracias a la maestría en el corte y a la última tecnología utilizada en el envasado, Jamones Layal consigue que sus curados lleguen a la mesa como si estuvieran recién cortados, si bien prepara también mazas o cualquier otro tipo de formato envasado a la medida de las preferencias del cliente.

Desde la ciudad de Logroño, capital de la Comunidad Autónoma de La Rioja, Jamones Layal brinda dos ofertas diferenciadas para hostelería y libre servicio, asegurando la calidad de todas y cada una de sus piezas:

  • Cabecero de lomo: corte específico de la parte superior del cerdo, junto a la cabeza, en la intersección entre los cortes correspondientes a la presa ibérica y al lomo de cerdo. Su carne se encuentra veteada por una fina grasa responsable de su característico sabor.
  • Lomo Curado: el lomo curado es considerada como una de las carnes más nobles del cerdo por su escaso contenido graso. Se trata de una carne magra procedente del corte del cerdo homónimo, ubicado bajo las costillas y anexo al espinazo. Es una de las piezas más valoradas por los amantes de los curados.
  • Jamón Reserva: también denominado en ocasiones añejo, el Jamón Reserva es un jamón blanco (es decir, que no es de piel negra, típica de la raza ibérica) de gran calidad, el cual ha disfrutado de un periodo mínimo de curación de 18 meses. La fase de curación abarca desde el sacrificio del cerdo hasta la salida al mercado del producto, y hace referencia especialmente al salado, el volteo, el lavado, el asentamiento y el secado. Finalmente, la fase de calado garantiza la calidad del producto, y se realiza atravesando con un fino punzón la pieza.

Y, para la hostelería, la oferta de Jamones Layal se complementa con:

  • Jamón Gran Reserva: jamón blanco de gran calidad, el cual ha disfrutado de un periodo mínimo de curación de 24 meses, siguiendo el mismo proceso que el descrito anteriormente.
  • Jamón Ibérico de Cebo Campo: jamón de raza ibérica criado en cebadero y alimentado con piensos y leguminosas. Al final de su crecimiento, han salido al campo a comer bellotas, raices, tomillos y terninar así su fase de engorde natural.Se diferencia de otros jamones, como el serrano o los blancos, por su carne magra de aspecto brillante y su veteado graso de tono marfilado, más blanco o más amarillento, de loncha jugosa que se deshace en la boca. Estos jamones son de 38 meses de curación.
  • Paleta Ibérica Cebo: a diferencia del jamón, que procede de las patas traseras del cerdo, la paleta es una de las dos patas delanteras del animal, lo que le confiere ciertas propiedades diferenciadas. Así, y a pesar de la dificultad que suele presentar el corte de esta pieza, su sabor es más intenso, debido sobre todo a la mayor presencia de hueso y grasa y al menor tiempo dedicado a su curación.

Localización de Jamones Layal


Opiniones de Jamones Layal


Se el primero en opinar sobre Jamones Layal
Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad

Telefonos


Contacta con Jamones Layal