Corera


Información de Corera


CORERA

Corera es un municipio que pertenece a la comarca de Logroño, en la Rioja Media. Se encuentra a 28 km al sureste de Logroño, cabecera comarcal y capital de la provincia homónima y de la Comunidad Autónoma de La Rioja. Su población es de 255 habitantes (INE, 2017).

Corera descansa en el piedemonte de la sierra de Hez, declarada como Reserva Mundial de la Biosfera por su riqueza natura, en un territorio escalonado cuyos desniveles se han venido salvando históricamente mediante numerosas terrazas. A pesar de que en Corera verdean los olivos, amarillea el cereal y también florecen los almendros, lo cierto es que su paisaje se torna morado conforme finaliza el verano, puesto que los viñedos ocupan la mayor parte de su pequeño término municipal. Este se enclava más o menos equidistante entre los núcleos de población de Logroño y Calahorra.

HISTORIA

Los primeros pobladores de Corera ocuparon el territorio desde época prerromana, en concreto las tribus de los berones, de las que se han encontrado numerosos restos en el término de la Hoya Mala. Las siguientes noticias sobre Corera datan ya de la Edad Media, cuando formaba parte del actual municipio de Ocón, siendo una de sus numerosas aldeas. Tras 711, Corera y toda la zona permanecieron en manos musulmanas hasta el siglo XII, cuando fueron conquistadas por Sancho el Mayor de Navarra. Los conflictos continuarían, sin embargo, puesto que la Rioja Media fue territorio de disputa entre las monarquías de Navarra y Castilla. Corera, sin embargo, quedaría dentro de las posesiones del rey castellano y Alfonso VIII de Castilla otorgó fuero propio al valle de Ocón en 1174, perteneciendo así al realengo de la corona y ofreciendo con este documento la primera referencia escrita sobre la villa. Corera y el resto de aldeas de Ocón gozaron de tal condición hasta el siglo XV, cuando pasaron quedaron subyugadas bajo la fuerte presión señorial riojana, formando parte de las posesiones de los condes de Treviño y duques de Nájera. Esta situación se extendería hasta la abolición de los señoríos en 1811, dentro del contexto de la Guerra de la Independencia y las Cortes de Cádiz. Corera formaría parte de la provincia de Burgos hasta 1833, cuando se creó la de Logroño, y no se independizó de Ocón hasta 1871, siendo la primera de las tres aldeas que acabaron disgregándose del municipio (las otras dos fueron El Redal y Galilea), tras numerosos años de pleitos que no acabaron hasta el siglo XIX debido a la problemática surgida por las nuevas delimitaciones territoriales.

FESTEJOS POPULARES

  • Fiestas patronales en honor a San Sebastián: en torno al 20 de enero, celebrándose además con la tradicional pringada.
  • Procesión general: 13 de mayo.
  • Fiestas de San Queremos: tercer fin de semana de agosto.

ACTIVIDADES

El pequeño caserío de Corera está compuesto de casas de ladrillo natural o enyesado que a veces se refuerza con sillar en los zócalos y esquinas. Es habitual que durante la primavera y el verano flores de vivos colores y mil aromas adornen los balcones de las viviendas, haciendo así del paseo por la localidad un recorrido grato. Además de este elemento rústico, lo cierto es que en los últimos años han proliferado también algunas viviendas de segunda residencia o incluso de primera por su posición estratégica entre Logroño y Calahorra. De su conjunto patrimonial destaca la iglesia de San Sebastián, construida en sillar en los siglos XVII y XVIII y rematada su torre en ladrillo; la Casa de los Marqueses de Vargas, del siglo XVII, edificio solariego construido en sillar que sigue conservando su blasón y forjado originales. Es llamativo también el crucero de Corera, construido sobre cuatro pilastras. En sus alrededores encontramos la ermita de Santa Bárbara, de sillar y mampostería, edificada en el siglo XVII.

Corera se encuentra en un lugar realmente privilegiado por su cercanía entre Logroño y Calahorra y por su posición frente a la sierra de la Hez, Reserva Mundial de la Biosfera, donde encontramos pinares, robledales y hayedos y la interesante cima del Cabimonteros a casi 1.500 m. Es un punto interesante para los amantes del senderismo y las rutas BTT, como también lo es el propio valle de Ocón, que puede recorrerse para deleitarse con su esplendor natural y algunas de sus bonitas villas o la cercana Sierra de Cameros, una de las joyas recónditas de La Rioja.

GASTRONOMÍA

Destacan en Corera sus aceites de oliva, su lechón, sus embutidos, sus champiñones y sus frutos de la huerta, así como sus vinos.

Localización de Corera